Make your own free website on Tripod.com

Cuidando mi Perro

 

Tomar la decisión de llevar un perro a casa implica una gran responsabilidad. La mascota pasa a ser un nuevo integrante de la familia. No sólo necesita abrigo y alimento, pues el amor, la compañía y los juegos conforman una parte importante en el desarrollo del animal.

Si quieres tener un cachorro como mascota, te ofrecemos acá los consejos necesarios para una buena y sana expeiencia.

 

¿Qué debo tener en cuenta cuando tengo un cachorro?


En primer lugar hay destinarle un rincón propio (cama, caseta, frazada, cojín). Hay que tener cuidado con las cestas de mimbre pues podrían morderlas con serias consecuencias para su dentadura.
Los elementos de los que debes disponer son:
Collar: es necesario a partir de las seis o siete semanas. Procurar que su material no dañe la piel del cachorro.
Cepillo y peine: tiene que ser de acuerdo al pelaje del animal (consultar a un especialista).
Correa: extensión de la mano de quien pasea a la mascota.
Botiquín: donde mantener medicamentos y vitaminas.

 

¿Qué nombre le pongo?

Es aconsejable que desde los primeros días se llame al cachorro de la misma manera. Al elegir un nombre se debe tomar en cuenta que conviene que sea corto y sonoro. Los monosílabos son fáciles de aprender y se logra una mejor respuesta por parte del animal.

 

¿Cómo le enseño a hacer sus necesidades donde debe?

Hay que entender que los cachorros tienen un período de adaptación. Enseñarlos a hacer sus necesidades fuera del hogar o donde se le indique requiere de tiempo y paciencia. No hace falta castigarlo. Se puede optar por el premio. En un primero momento el cachorro puede acostumbrarse a hacer en un lugar determinado de la casa (el baño, por ejemplo).

 

¿Cómo bañar a mi cachorro?

La higiene es una responsabilidad primordial para la calidad de vida de la mascota. El primer baño se realiza cuando lo indique el veterinario y luego de que todas las vacunas estén puestas. La frecuencia del baño dependerá del ambiente en el que se desenvuelva el animal. Un cachorro que esté en contacto estrecho con las personas (en un departamento, por ejemplo) deberá necesariamente ser bañado con mayor frecuencia que si la mascota vive al aire libre. Lo ideal sería cada 7 a 10 días.

 

¿Qué partes de mi mascota requieren mayor cuidado?


Las patas: Para el corte de uñas es necesario acudir a un experto (un veterinario o un peluquero canino). Si el perro realiza ejercicio no es necesario cortarle las uñas. Es preciso revisar constantemente que todos los sectores de sus patas estén en buen estado.
Las orejas: hay que limpiarlas una vez por semana con algodón ligeramente húmedo. Los movimientos no deben ser profundos ni bruscos.
Los ojos Con frecuencia se deben lavar con agua tibia. Se puede utilizar una prensa de té, de infusión de manzanilla o un colirio semanalmente. Las legañas se pueden sacar con las manos limpias o con un algodón.
La dentadura es recomendable hacer un masaje en las encías con una mezcla de bicarbonato sódico y gotas de limón. Es preciso quitarle el sarro dental periódicamente.

¿Qué son las vacunas?

Son preparados biológicos de inmunización que actúan estimulando la capacidad natural del organismo para defenderse de virus y bacterias y otros agentes infecciosos. Su fin es la precaución.

 

¿Qué vacunas debe recibir mi cachorro?

El médico veterinario debe fijar el calendario de vacunación para cada caso. El esquema básico es el siguiente:

2 meses Vacuna Parvovirus
3 meses Vacuna Séxtuple
4 meses Vacuna Séxtuple
6 meses Vacuna Antirrábica

 

Para mayor información, visita los siguientes sitios:

 

Petcare

Mascotas en Linea

Mascota Sana

 

Página Principal - Avisos Perrunos - ¿Quiénes Somos? - Galería de Fotos - Raza del Mes